La evolución del mundo digital y las nuevas tecnologías ha hecho que nuestra forma de actuar, de comprar o de ahorrar sea diferente a como lo ha sido siempre. Todo se realiza online, son muchas las facilidades que se ponen para poder llevar a cabo cualquier tipo de actividad que hace años nos hubiera costado un mundo. Cuando hablamos  de ahorro, todo ha cambiado. Los bancos empezaron a digitalizarse, los procesos se han agilizado tanto que hoy en día cualquier persona es capaz de realizar cualquier acción desde casa. Se puede ahorrar de manera diferente a lo que estamos acostumbrados, por ejemplo, comprando online con Cashbacks. ¿Todavía no sabes cómo funciona este sistema? Te lo contamos en  este post.

Qué son los Cashbacks

Cada vez son más los portales en los que encontramos publicidad o venta de productos. Es el caso de las redes sociales, que se han convertido en todo un escaparate en el que se promocionan productos y servicios, como las plataformas de Cashbacks, un lugar en el que se pueden realizar compras y recibir un dinero a cambio. Te lo contamos con más detalle.

Es un negocio que muchos influencers están llevando a cabo: ahorrar a cambio de promocionar productos, aprovechando el poder que estos tienen sobre sus seguidores.

Los Cashbacks nacen de la idea de ahorrar comprando, pero esto ¿cómo puede ser? Los creadores de la plataforma alemana mycashbacks pensaron que cada vez son más las personas que cuentan con tarjetas de puntos, de diferentes establecimientos. Con estas tarjetas vamos acumulando puntos por nuestras compras que luego se canjean porproductos o descuentos. Pues bien, tras esto, surgió la idea de ganar dinero comprando. Con esta plataforma, la idea es no añadir una nueva tarjeta a nuestra cartera, sino beneficiar tanto a las compañías que confían en nosotros para vender sus productos, como a los consumidores que compran esos productos a través de nuestra plataforma. Se trata de recuperar dinero y no de acumular puntos, algo mucho más práctico y beneficioso. Con el sistema de Cashbacks recibes dinero en efectivo por cada compra realizada en más de 2 000 tiendas asociadas a nuestra web.

Beneficios de ahorrar en este tipo de plataformas

El principio de todo es tan sencillo que consiste en poner en contacto a todos los usuarios de la web, tanto a compradores como a vendedores. El objetivo es dar la oportunidad de recuperar el dinero en lo que se compran a diario, en todo tipo de cosas necesarias para el día a día. Con este sistema, el comerciante, que nos vende el producto, hace un pago por cada persona que llega a su web a través de la plataforma de Cashbacks y es ella quien pasa un porcentaje de comisión al usuario. La ventaja de este tipo de negocio es que directamente ganas por comprar y sin acumular puntos, con dinero 100 %.

Esta empresa está presente en 47 países y dispone de una red compuesta por más de 13 millones de usuarios repartidos por todo el mundo. En España cuentan con más de 130.000 afiliados.

Ganar dinero con los Cashbacks es una idea estupenda, más aún en la actualidad, con la llegada del Covid-19 y la crisis que esto ha supuesto en muchos sectores económicos. Según Ipsos, empresa de investigación de mercados, el 69 % de los usuarios ya compraba online antes de la llegada de la pandemia y  ha habido un 25 % de aumento de compradores con la llegada del virus. Lo que ha hecho que muchas personas, al verse confinadas, hayan optado por las compras en línea, más aún si por ello se benefician con un ingreso extra y ahorran. La facilidad de la compra online, que es cómoda, desde cualquier parte, a cualquier hora y cualquier día del año, hace que las personas que optan por este método para comprar repitan y se conviertan en usuarios habituales.

Pero lo mejor es que no solo se puede comprar ropa, tecnología o decoración, en Cashbacks también puedes reservar unas vacaciones y recibes un importe que en ocasiones es equivalente a una cena en un buen restaurante. Además de esto, los usuarios se benefician de acciones puntuales como promociones o concursos que la plataforma crea para agradecer su confianza.

En definitiva, si eres consumidor de los comercios electrónicos y quieres deshacerte de las incómodas tarjetas de puntos, opta por Cashbacks y obtén dinero para momentos puntuales en los que necesites un ingreso extra.