¡Hoy toca hablar del cuidado de la piel del rostro y cuello!!

No debemos dejar de lado el cuidado de nuestra cara. Con los hidrolatos (aguas florales) conseguiremos tener una piel mucho más hidratada y sin engrasar la piel, como suelen hacer las cremas faciales.

Podemos identificar los mejores productos para el cuidado de nuestra faz, en todos aquellos que hidratan la piel y que sean al 100% bio o naturales.

¿Qué es un hidrolato?

Podemos definir un hidrolato como el agua floral que resulta del proceso de destilación por vapor del aceite esencial de la planta. Es por ello que este producto es puro y no tienen ningún añadido.

¿Para qué se utilizan?

Las aguas florales (hidrolatos) tienen varios usos y entre ellos, podemos destacar:

  • Tónico facial. En este aspecto nos centraremos en el siguiente punto.
  • Limpiador facial.
  • Tónico capilar para tonificar el cabello. Previniendo de esta forma la caída, el exceso de grasa y la caspa.

Ya iremos hablando en sucesivos posts de todas ellas. En este post te hablamos de las aguas florales como un producto, simplemente para hidratar el rostro.

¿Cómo aplicarnos el agua floral (hidrolatos) en nuestra cara?

Te recomendamos que primero te laves la cara con un jabón natural (los hay de árbol de té, de argán, de coco…según la necesidad de la piel). Después, es bueno echarse un hidrolato (las aguas florales/hierbas).

Estas proporcionan una hidratación extra para el rostro, obteniendo un cuidado facial no grasiento. Puedes utilizar una botellita con espray, para echarla con más facilidad.

Hay que dejar que el agua floral se seque sola. No pasa nada si algún día se tiene prisa. Cuando esto ocurra, se puede secar el rostro con una toalla, a ser posible con palmaditas en la piel del rostro. Después se puede echar la crema y el maquillaje que habitualmente nos apliquemos.

Por la noche, desmaquillar la piel con algún aceite natural (aceite de germen de trigo, Jojoba, caléndula…), o con tu desmaquillante habitual. De nuevo aplicar unas gotas de agua floral como tónico.

Las aguas florales (hidrolatos) tienen varios usos y entre ellos, podemos destacar que sirven como desmaquillante, para hacer desodorante natural, etc. Ya iremos hablando de ellas.

Rutina para cuidar tu piel

  • Una vez al mes exfoliarse la piel.
  • Una vez a la semana echarse una mascarilla.
  • Diariamente echarse o limpiarse el rostro con algún agua floral (hidrolatos de agua de rosas, azahar, etc).

Principales Aguas Florales (hidrolatos) y sus usos

Agua de Azahar

Sirve para todo tipo de pieles. Es un regenerador de la piel y regula la secreción sebácea.

Agua de Hamamelis

Tiene infinidad de cualidades, entre ellas: calmante, vasoconstrictora, regula la secreción sebácea contribuyendo a cerrar los poros de la piel, se suele utilizar para el blanqueamiento de la piel, por lo que es ideal para las manchas en la piel.

Agua de Rosas

Ideal para pieles grasas y con poros abiertos. También tiene propiedades calmantes y relajantes.

Hidrolato de Azahar-Neroli

Sirve para todo tipo de pieles. Mantiene la flexibilidad de la piel, regula la secreción sebácea y es ideal para pieles maltratadas.

Hidrolato de Ciprés

Es fantástico para pieles grasas y con poros dilatados. Es desintoxicante, astringente y antiséptico.

Hidrolato de Geranio

Ideal para todo tipo de pieles. Elimina la acumulación de grasa y estimula las zonas secas.

Hidrolato de Lavanda

Ideal para todo tipo de pieles. Sus propiedades son cicatrizantes, desodorantes, antisépticas y antiinflamatorias. Calma la piel sensible e irritada.

Hidrolato de Manzanilla

Ideal para pieles con alergias y sensibles. Reduce los parpados hinchados y las ojeras.

Hidrolato de Menta Piperita

Los chicos la pueden utilizar como affter sun. Se puede utilizar para quemaduras solares, ya que alivia la irritación y el enrojecimiento de la piel, proporcionando de esta forma frescor en la zona afectada. También es antibacteriano.

Hidrolato de Romero

Es ideal para pieles grasas y con impurezas, ya que regula la secreción sebácea y restaura el tono de la piel. También es antioxidante.

Hidrolato de Siempreviva

Ideal para pieles irritadas o inflamadas. También para pieles quemadas. Tiene propiedades cicatrizantes y calmantes.

Aunque apetece comprarlas todas, es mejor ver una o dos que sean ideales para tu tipo de piel, e ir utilizándola diariamente, ya que una vez abierto dura aproximadamente sobre unos seis meses.

Clasificación de hidrolatos por tipo de piel

A continuación te clasificamos por tipo de piel los hidrolatos recomendados:

Hidrolatos para pieles grasas

Agua de Rosa o Agua Azahar-Neroli.

Hidrolatos para piel acneica

Agua de Lavanda, Agua de Manzanilla o Agua de Azahar-Neroli.

Hidrolatos para pieles sensibles

Agua de Rosas.

¿Dónde se puede encontrar estos hidrolatos?

Suele ser un producto de herboristerías. Por internet puedes encontrarlas en tiendas especializadas en jabones naturales. Su precio ronda entre 6€ y 10€ los 500 ml, dependiendo el tipo de hidrolato.

Espero que te guste nuestro post y te pueda servir para el cuidado de tu rostro, ya que merece mucho la pena utilizar las aguas florales en el cuidado diario de la piel de nuestra cara.