Lo aconsejable para la aplicación de una mascarilla es hacerlo una vez por semana.

No creo que pase nada si se aplican más veces en una misma semana, pero hay que estar atent@ de como reacciona la piel, ya sea por sequedad o por exceso de grasa, dependiendo del tipo de mascarilla que te apliques.

A mí personalmente me gustan las de arcilla, hay arcilla verde, blanca, rosa y roja. Cada una tiene unas propiedades.

Propiedades de los diferentes tipos de Arcilla

Arcilla Verde

Tiene efectos purificantes y antibacterianos, por lo que limpia la piel profundamente, aparte de aportarle elasticidad. Ideal para pieles grasas y mixtas. Es muy buena para pieles acnéicas, ya que elimina los puntos negros y cierra los poros abiertos.

Arcilla Blanca

Tiene efectos antibacterianos, desintoxicante y cicatrizante. Ideal para pieles secas y con manchas, ya que ayuda a aclararlas. Después de usarla notarás la piel luminosa y suave.

Arcilla Rosa

Tiene efectos revitalizante y fortalecedor, por lo que absorbe las toxinas de la epidermis. Para pieles grasas o mixtas. Suaviza las arrugas.

Arcilla Roja

Tiene efectos antiinflamatorios y astringentes. Tiene hierro de ahí su color. Es muy buena para pieles con problemas y delicadas. Para todo tipo de pieles.

Puedes encontrar algunas de ellas aquí:

Puedes echarte directamente la arcilla o crear mascarillas con más productos que ayuden a tu piel.

Si no sabes cual es tu tipo de piel, es ver si le sienta bien la mascarilla, si te reseca, si te aparecen más granos, etc. El problema es cuando es mixta, que es mejor mezclar, o incluso darte un tipo de mascarilla en cada zona, si la tienes muy irregular.

Mascarilla de Arcilla 

Si quieres aplicarte únicamente arcilla (la cantidad es, lo que creas que necesitas para cubrir tu cara y cuello). El tipo de arcilla que debes utilizar es según tu tipo de piel.

Para hacer la mascarilla es simplemente le vas echando a la arcilla , agua hasta que obtengas una consistencia cremosa, ni muy líquida ni muy sólida. Te la aplicas inmediatamente.

Una vez aplicada en tu rostro, se deja actuar durante 20 minutos y la retiras con agua abundante.

Mascarilla de Arcilla + Agua Floral

La más conocida y usada es, el agua de rosas. Si quieres saber más sobre las aguas florales (hidrolatos), puedes ver el artículo:

⏩  Cuidado y Limpieza Facial con Aguas Florales (Hidrolatos).

En el artículo verás las diferentes aguas florales y sus usos. Uno de ellos es para hacer mascarillas.

En vez de echar agua a la arcilla, le echas por ejemplo agua de rosas, tendrás una mascarilla, que no sólo te limpia la piel sino que además, le añadirás propiedades calmantes y relajantes ¡Qué maravilla! ¿No?

Se deja actuar durante 20 minutos y la retiras con agua abundante. Eso sí, antes de echarte tu crema habitual, échate antes con un spray, de nuevo el agua de rosas, dejas secar y luego ya te aplicas tu crema habitual.

Mascarilla de Arcilla + Agua Floral + Aceites esenciales

Si quieres añadirle más propiedades a tu mascarilla, añádele Aceites esenciales, cada uno tiene unas determinadas propiedades y lo mejor, como te puedes hacer una mascarilla a la semana, puedes cambiar de aceite esencial.

Puedes leer el artículo de Aceites Esenciales aquí:

Aceites Esenciales: Usos y Beneficios para la piel.

Por ejemplo: 🌻Mascarilla de Arcilla + Agua Floral (o agua)+ Árbol de té

Si a tu mascarilla le añades 10 gotas de Árbol de té, le añadirás a tu mascarilla propiedades entre otras cicatrizantes, por lo que es ideal para la piel acnéica, aunque se puede utilizar para todo tipo de piel.

El Árbol de té, lo puedes encontrar en supermercados, herboristerías, está muy de moda, es por eso que lo puedes encontrar fácilmente.

Gotas para hacer tu mascarilla individual, ya que no es necesario echar tantos productos en una mascarilla:

  • Árbol de té: 10 gotas.
  • Aceite de Argán: 4 gotas. Es decir, Arcilla + 4 gotas de argal + agua floral.
  • Aloe Vera: Lo mejor es si tienes la planta, coger una rama (suelen decir que cuanto más tiempo tiene mejor es). Si es en gel echar un poco.
  • Aceite de Almendras: Una cucharada.
  • Aceite de Cacao: Una cucharada.
  • Aceite de Coco: Una cucharada.
  • Aceite de Jojoba: 4 gotas.
  • Manteca de Karité: Una cucharada.

Si vas a mezclar aceites, echa menos cantidad.

Por último añadir que, después de retirar la mascarilla, no te olvides de hidratar tu piel con tu crema habitual. O incluso puedes echarte un poquito de uno de los aceites esenciales que hayas comprado.

Mascarilla para pieles secas, acneicas y grasas

No me gustaría terminar sin dar una «Receta» de mascarillas faciales para cada tipo de piel.

🌻Mascarilla para pieles secas

Ingredientes:

– Arcilla Blanca.
– Una cucharada de aceite de coco.
– Agua de Rosas. O agua.

En un recipiente de porcelana o cristal, poner un puñadito de arcilla blanca, no eches mucho lo suficiente para tu rostro y cara, porque lo que sobre es mejor tirarlo.

Si optas por la mascarilla de piel seca, será porque te notas la piel tirante y seca. Es por eso que se le añade el aceite de coco, ya que según indican tiene propiedades humectantes, ideales para las pieles secas o incluso cuando hay descamación de la piel.

Para finalizar tu mascarilla, le añades un poquito de agua de rosas (poco a poco), para terminar de hacer tu mascarilla de arcilla y esta quede cremosa.

Te echas la mascarilla y la dejas actuar unos 20 minutos. Retirar con agua abundante.

Una vez de retirada la mascarilla, si tienes agua de rosas, échate un poco por el rostro y el cuello y deja que se seque solo. Si tienes un spray vacío, te puedes echar con el spray el agua de rosas, sino con un algodón.

Después echate tu crema habitual. O si lo prefieres puedes darte unas gotitas de aceite de almendras, que es ideal para pieles secas.

🌻Mascarilla para pieles acneicas

Ingredientes:

– Arcilla verde. O Blanca (según te veas más seca o grasa, la piel).
– 10 gotas de Árbol de té.
– Agua de Rosas. O agua.

En un recipiente de porcelana o cristal, poner un puñadito de arcilla verde, no eches mucho lo suficiente para tu rostro y cara, porque lo que sobre es mejor tirarlo.

Le añades 10 gotas de árbol de té y le añades un poquito de agua de rosas (poco a poco), para terminar de hacer tu mascarilla de arcilla y esta quede cremosa.

¿Por qué el árbol de té para pieles acneicas? porque tiene infinidad de propiedades entre ellas, están las antibacterianas, antifúngicas. Es decir, que puedes reducir o resecar los granos y es beneficioso para la dermatitis.

Te echas la mascarilla y la dejas actuar unos 20 minutos. Retirar con agua abundante.

Una vez de retirada la mascarilla, si tienes agua de rosas, échate un poco por el rostro y el cuello y deja que se seque solo. Si tienes un spray vacío, te puedes echar con el spray el agua de rosas, sino con un algodón.

Después echate tu crema habitual. O si lo prefieres puedes darte unas gotitas de aceite de Jojoba, que es ideal para todo tipo de piel, ya que según indican entre sus propiedades está la hidratación de la piel como el equilibrio del flujo seborreico de la piel.

🌻Mascarilla para pieles grasas

Ingredientes:

– Arcilla verde.
– 4 gotas de Jojoba.
– Agua de Rosas. O agua.

En un recipiente de porcelana o cristal, poner un puñadito de arcilla verde, no eches mucho lo suficiente para tu rostro y cara, porque lo que sobre es mejor tirarlo.

Le echas 4 gotitas de aceite de Jojoba, le añades un poquito de agua de rosas (poco a poco), para terminar de hacer tu mascarilla de arcilla y esta quede cremosa.

¿Por qué aceite de Jojoba? porque es ideal para todo tipo de piel, ya que como indico en pieles acneicas, entre sus propiedades está la hidratación de la piel como el equilibrio del flujo seborreico de la piel.

Una vez de retirada la mascarilla, si tienes agua de rosas, échate un poco por el rostro y el cuello y deja que se seque solo. Si tienes un spray vacío, te puedes echar con el spray el agua de rosas, sino con un algodón.

Después echate tu crema habitual. O si lo prefieres puedes darte unas gotitas de aceite de jojoba.

La verdad es que hay infinitas posibilidades de hacer mascarillas, también están las que se hacen con fruta, con huevo, etc.

Si tienes la piel sensible, antes de echarte algo que no sabes como va a reaccionar tu piel, echa en un trocito de tu cara o mano y mira si no ha reaccionado, ya que se trata de mejorar la piel, no de causar ningún problema.